Sorry, you need to enable JavaScript to visit this website.

Ejercicio físico en diciembre

El ejercicio físico forma parte del tratamiento integral de la diabetes mellitus, pues ayuda a controlar los niveles de glucosa en sangre, mantiene un peso corporal estable, baja la presión arterial, los niveles de colesterol y evita complicaciones que puedan afectar la calidad de vida. 

Aunque quizá pienses que es una buena idea dejar de hacer ejercicio durante la época invernal por la cuestión del frío matutino, puede ser que esta decisión no le favorezca mucho a tu diabetes. 

El ejercicio es muy importante durante el invierno, pues ayuda a levantar el ánimo, activa el sistema inmune y, además, quemas esas calorías extras que consumes durante la época decembrina. 

Continua con tu rutina de ejercicios de manera regular, solo verifica las siguientes recomendaciones para que prevengas enfermedades: 

Usa ropa adecuada: Evita cubrirte en exceso, pues eso hará que te acalores y tengas la tentación de quitarte la ropa, que eventualmente te expondrá al frío y a un resfriado. Hay ropa especial que te permite transpirar sin que la ropa se moje, y además te protegen contra el frio. 

Cubre tu cabeza, manos y pies 

Usa tenis adecuados: Es necesario sentirse cómodo, pero también hay que verificar que sean los adecuados al deporte que practicas. Recuerda verificar que no tengan costuras o bordes que lastimen. 

Importante: Si es que el clima es muy adverso, está helando o nevando, es mejor quedarse en casa, pero se debe hacer ejercicio ayudándose de mancuernas, bicicleta estática, caminadora, abdominales, etc.). 

Verifica tus niveles de glucosa: Si tu glucómetro marca menos de 100 mg/dL, es recomendable comer alguna fruta, galleta integral o algún alimento que contenga carbohidratos simples; si se encuentra entre 101 – 150 mg/dL, el ejercicio se puede realizar sin problemas; si la glucosa es mayor a 250 mg/dL es mejor suspenderlo hasta que se controle la glucosa. 

Insulina: Si ocupas insulina, procura no inyectarte en una región muscular que se vaya a exponer a un gran esfuerzo, también debes verificar el tipo de insulina que usas, para que conozcas en que momento sucede el pico máximo de acción y con ello evites problemas como la hipoglucemia (disminución brusca del azúcar). 

Hidrátate: Consume suficientes líquidos durante y después del ejercicio. 

Importante: Si presentaras síntomas de hipoglucemia (visión doble, sudoración fría, hormigueos, pensamiento confuso o ansiedad), es recomendable tomar bebidas que contengas carbohidratos (jugos).

Recuerda que tu médico es el único facultado para recomendarte lo mejor para tu salud.

 

 

Referencias: 

1. Fundación Española del Corazón. Diabetes y ejercicio. Consultado el 06.11.17 en: http://www.fundaciondelcorazon.com/ejercicio/para-enfermos/980-diabetes-...

2. Diabetes, bienestar y salud. Ejercicio durante el invierno. Consultado el 06.11.17 en: https://www.diabetesbienestarysalud.com/prevencion/ejercicio-durante-el-...

3. Texas Heart Institute. Ejercicio en condiciones de frío. Consultado el 06.11.17 en: http://www.texasheart.org/HIC/Topics_Esp/HSmart/cold_weather_sp.cfm

Compartir

Archivado como: